Connect with us

COLUMNISTAS

México y el dividendo digital

Mediatelecom

Published

on

La Razón – Roberto García Requena

La banda estándar en el mundo para el despliegue de la tecnología 5G es la banda de 600 MHz. En México, esta banda estaba ocupada por diversos canales de televisión.

En los últimos años se han llevado a cabo diversos esfuerzos por parte del Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT), para optimizar el espectro radioeléctrico, que fue asignado al sector de radiodifusión para los canales de televisión abierta.

Desde el 2015, el IFT ha venido aprobando la reubicación de más de 200 canales, que operaban en esta banda en diferentes regiones del país, con la finalidad de poder utilizar estas frecuencias para servicios de telefonía e internet móvil de banda ancha.

Este proceso es el segundo dividendo digital que se logra en México, siendo el primero el apagón analógico que terminó de liberar la banda de 700 MHz en diciembre de 2015. Ahora, el proceso de liberación de la banda de 600 MHz liberará 70 MHz de espectro, el cual se licitará al mercado para comunicaciones móviles.

La importancia de la liberación de este espectro radica en que México es el primer país en liberar dicha banda de 600 MHz, y con esto podrá dar inicio a las pruebas de la red 5G, permitiendo con esto, explotar aplicaciones de telecomunicaciones móviles digitales para el servicio de banda ancha móvil. Además, traerá consigo mayor velocidad de descarga, con mejor calidad y menor tiempo de respuesta, al navegar en Internet desde un dispositivo móvil.

Con esta acción, México está sentando un precedente a nivel internacional para poner a disposición del mercado espectro, para el desarrollo de tecnologías móviles de última generación. Esto ha sido una creciente demanda de los usuarios por contar con una mayor capacidad de transmisión de todo tipo de contenidos por Internet.

He aquí que los consumidores de contenidos audiovisuales cada vez quieren mayor ancho de banda, para poder bajar a través de su dispositivo móvil su programación de preferencia, o jugar el video game que más les divierta, o simplemente navegar por redes sociales con más agilidad.

Me parece que el gran reto de todo este esfuerzo es no sólo atender a las poblaciones más rentables del país, como sucede regularmente desde el punto de vista comercial. Sino que la penetración de estos servicios sea cada vez más extensiva y que llegue a los mayores lugares posibles dentro del territorio nacional.

Da gusto saber que México es punta de lanza para impulsar estas medidas regulatorias, que le dan una ventaja competitiva sobre muchos otros países. Enhorabuena por las acciones que en esta materia el IFT ha venido proyectando.

Continue Reading
Advertisement
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

COLUMNISTAS

Samsung frente a Huawei

Mediatelecom

Published

on

Excélsior – José Yuste

La compañía china Huawei ha retomado sus lanzamientos con nuevos modelos y aplicaciones. Sin embargo, la coreana Samsung, que se ha metido de lleno a competir con Apple por los smartphones, mejor presentó su nueva familia Galaxy S (nuevos modelos). Samsung no deja el mercado de alto valor agregado.

Previo al Congreso de Móviles de Barcelona, Samsung no se esperó para llegar a la capital catalana y dio el campanazo previo, justo antes de esa convención.

Desde San Francisco, los directivos de Samsung dieron a conocer que ya vendieron 45 millones de teléfonos en América Latina de su Galaxy S. De hecho, le han ganado a Apple con su iPhone. Así Samsung, que ya dejó atrás el tema de sus pilas, lanzó su nuevo modelo Galaxy S10. La carrera por los teléfonos inteligentes va a toda velocidad.

Continue Reading

COLUMNISTAS

A finales de este año, al parecer, llegará el servicio de distribución de contenidos audiovisuales en línea de Disney

Mediatelecom

Published

on

El Heraldo de México – Eduardo Ruíz vega

El 2019 será un año relevante para delinear, en el mediano plazo, las tendencias de desarrollo y reconformación del mercado de consumo de contenidos audiovisuales en el escenario internacional.

En efecto, como lo demuestra la experiencia reciente, en la distribución y el consumo de contenidos, a partir del desarrollo de la digitalización y del aumento exponencial de conexiones de banda ancha de los usuarios de Internet, a través de todo tipo de dispositivos terminales como los televisores, computadoras, tabletas y señaladamente los teléfonos inteligentes, no resulta sabio adelantar escenarios en el largo plazo. Lo que ha pasado recientemente podría, fácilmente, haber sido producto de la ciencia ficción.

Hacia finales de este año, al parecer, llegará al mercado el esperado e hiperpromocionado servicio de distribución de contenidos audiovisuales en línea (OTT, por sus siglas en inglés) de Disney, para iniciar a competir, cuesta arriba, en el segmento de mercado del cual Netflix es líder.

También, es probable que Disney concrete la adquisición de Fox, otro conglomerado importante en la industria de los contenidos audiovisulaes. Los efectos de esta operación, que podrían impactar diversos segmentos de la industria mediática, como por ejemplo el relativo a las transmisiones de eventos deportivos en plataformas diversas como la televisión abierta, la de paga y los servicios en línea, aún están siendo evaluados en nuestro país por la autoridad competente en el sector.

El OTT de Disney siempre ha estado cubierto por un velo de misterio. Ahora, esta circunstancia aumenta ante la posibilidad de su unión con Fox, ya que su cartera de derechos audiovisuales se vería incrementada de manera importante, así como la operación de plataformas de distribución adicionales a las que posee. Ya veremos qué sucede, en primera instancia, con la mega operación y, en segunda, con la oferta concreta de contenidos en línea a través del nuevo servicio destinado a competir con Netflix.

Además de lo que sucede con Disney, 2019 será un año en que se podrían palpar efectos más concretos de la adquisición que realizó en meses pasados el gigante de la telefonía móvil AT&T, respecto del conglomerado mediático Time Warner. Hasta ahora, las cosas se han mantenido en una situación similar a la que tenían antes de la operación, lo cual era de esperarse, ya que las sinergias e innovaciones derivadas de la unión de estas empresas que no competían directamente entre sí en sus negocios nodales, requieren de mayor tiempo de planeación para materializarse en el mercado.

Finalmente, el gigante de la televisión por cable estadounidense Comcast, ha anunciado que desea comprar la empresa de televisión de paga por satélite británica SKY, apuesta que pareciera retrógada en plena época de crecimiento de los servicios en línea.

Continue Reading

COLUMNISTAS

El preponderante escatima inversiones

Mediatelecom

Published

on

El Economista – Ernesto Piedras

México y su sector de telecomunicaciones ha padecido históricamente de un déficit de infraestructura, resultante de subejercicios de inversiones en la pasada década, pero sobre todo en el más reciente lustro.

¿Por qué es importante invertir suficiente y constantemente en telecomunicaciones? En primer lugar, puesto que este sector de infraestructura es claramente intensivo en el uso de capital de nueva generación, para lograr acceso y cobertura universal de sus servicios. Segundo, para optimizar y actualizar las redes disponibles. Pensar que haber destinado inversiones hace 10 años es suficiente implicaría una miopía de la evolución tecnológica. Una década atrás, se enfocaban esfuerzos de inversión en migrar a la tercera generación (3G) de servicios móviles, posteriormente 4G y hoy en la víspera de la quinta generación (5G). Por ello, este sector intensivo en capital requiere de un ritmo de ejercicio de recursos alineado a la dinámica de la actualización tecnológica.

En la experiencia internacional e histórica, los operadores invierten en proporción a la dimensión de su operación. Por ejemplo, es de esperar que un operador con una ponderación de 30% de los ingresos totales invierta una proporción similar o superior para conservar su huella en el mercado.

Llama la atención que en México, el operador principal/incumbente/preponderante en telecomunicaciones (América Móvil, Telmex-Telnor/Telcel) ha escatimado en el agregado de años pasados su aplicación de recursos a la capitalización. Uno de sus efectos incluso ha sido mencionado recientemente por el presidente López Obrador en términos de la insuficiente cobertura de servicios en la geografía nacional.

Asimismo, si bien el mundo ya se encuentra en una etapa tecnológica de cuarta generación (4G) y transita velozmente a la siguiente (5G), en nuestro país la contención de inversión en infraestructura, principalmente por parte del preponderante, nos ha condenado a la permanencia de zonas en las que exclusivamente se proveen servicios 2G. De hecho, son los competidores móviles los que encabezan los esfuerzos para realizar el apagón de estas señales.

Es así que el operador preponderante que ingresa 2 de cada 3 pesos generados en el mercado tan sólo invierte 1 de cada 3 pesos para el desarrollo de la infraestructura de las telecomunicaciones mexicanas.

Con información del 2017 (la más reciente publicada por el regulador de telecomunicaciones), Grupo Televisa ostenta 32.6% de las inversiones totales ejercidas en el sector de telecomunicaciones, seguido por América Móvil con 32.2%, AT&T 15.8%, Megacable 7.4%, Telefónica 6.0% y el conjunto de otros operadores menores 6 por ciento.

Al comparar el monto de inversión de los operadores como proporción de sus ingresos, nuevamente se identifica una subinversión por parte del operador preponderante.

Durante el lustro 2013-2017, el coeficiente Inversiones/Ingresos muestra que América Móvil invirtió en promedio sólo 11.2% de sus competidores, mientras que Grupo Televisa lideró con un promedio de 38%, casi cuatro veces más que aquel. Por su parte, el resto de los operadores muestran los siguientes coeficientes: Megacable 23.3%, AT&T 24.0% (y en su momento, sus predecesores Iusacell y Nextel) y Telefónica 11.2 por ciento.

Este escenario de inversiones de los principales operadores ilustra que están siendo los competidores del preponderante quienes más invierten.

Es por ello que la mejor estrategia para promover las inversiones que compensen el déficit de infraestructura es la promoción de la competencia efectiva.

Es el conjunto de los competidores el que sigue un modelo de generación y atracción de mercado basado en la intensificación de inversiones, adición y actualización del capital.

Continue Reading

GRÁFICAS

DÍA A DÍA

LO MÁS LEÍDO

Bitnami