Connect with us

NEGOCIOS

Comcast sigue en la pelea y ofrece 65 mil mdd por Fox

Elizabeth Salazar

Published

on

Comcast lanzó una oferta para adquirir la mayor parte de los activos de televisión y estudios de Twenty-Firts Century Fox; dará 35 dólares en efectivo por acción, llegando a un total de 65 mil millones de dólares y superando la oferta que Walt Disney Company lanzó en diciembre de 2017 por 52.4 mil millones de dólares.

La propuesta de Comcast representa una prima de 19 por ciento del valor de la oferta de Disney y surge después de que AT&T obtuvo el permiso para la compra de Time Warner por 85.4 mil millones de dólares.

La empresa de cable de Filadelfia envió una carta a la familia Murdoch, fundadores de Fox, donde les reitera su admiración y les asegura que su compañía sería el hogar estratégico para ellos, con la confianza en que su propuesta obtendrá todas las aprobaciones regulatorias necesarias para la transacción.

Comcast se comprometió a pagar una tarifa de terminación inversa de 2.5 mil millones de dólares, misma cantidad acordada por Disney, y reembolsarle mil 525 millones de dólares como tarifa de separación. En total pagarían 4 mil 025 millones de dólares en caso de que la transacción no se cierre si no obtiene todas las aprobaciones regulatorias necesarias.

Comcast presentó al Departamento de Justicia la documentación necesaria y confía en que recibirá las aprobaciones internacionales, dada su presencia relativamente pequeña fuera de Estados Unidos. La junta directiva de la compañía aprobó por unanimidad la propuesta y no se requerirá voto de los accionistas para la transacción.

Por su parte, Fox programó la votación de la propuesta de fusión de Disney para el 10 de julio, teniendo tiempo suficiente para analizar la propuesta de Comcast y tomar una decisión, aunque podría posponerla si sus ejecutivos consideran que los accionistas necesitan revisar materiales adicionales.

Sin embargo, Fox tiene la intención de continuar con Fox Broadcasting, Fox Sports y Fox News bajo su corporativo.

De resultar The Walt Disney Company favorecida, Fox destacaría una serie de adquisiciones que incluyen la compra de Marvel Entertainment y Lucasfilm, ambas en 2009, por 4 mil millones de dólares cada una y 2.58 mil millones de dólares en tres años para BAMTech, la unidad de transmisión de video que alimenta los puntos de venta de videos de suscripción de Disney.

Si resulta ganador Comcast, agregaría un nuevo impulso a sus operaciones de producción de películas en los estudios Universal, su unidad NBC Sports y sus operaciones de programación por cable.

Los ejecutivos evaluaron que la adquisición de Fox aumentaría significativamente la cantidad de ingresos que obtienen del mercado extranjero, incrementándose de 9 a 27 por ciento.

Además, obtendrían mayor control de Hulu, que para ellos se convertirá en uno de los mejores negocios de video bajo demanda de la nación. También se adueñaría de activos como Los Simpsons y las transmisiones de los Juegos Olímpicos en Estados Unidos.

Ambas compañías están interesadas en apoderarse de la participación de 39 por ciento de Fox en la emisora ​​de satélites británica Sky PLC, lo cual les daría a una u otra, acceso a los mercados extranjeros e impulsaría nuevos negocios para NBC News o ABC News, de Comcast y Disney, respectivamente. Fox se encuentra en medio de un proceso para adquirir 61 por ciento de Sky por cerca de 16 mil millones de dólares.

Comcast ofreció en abril 30.7 mil millones de dólares para toda la compañía, lo que generó caos. Además, anunció por separado, de conformidad con la Regla 2.7 del Código de la Ciudad del Reino Unido sobre adquisiciones y fusiones, su intención de conservar su oferta para Sky “en paralelo” con la búsqueda de los activos de Fox.

La competencia por Fox pone de relieve la creciente presión ejercida sobre las compañías de medios tradicionales, que han dependido de su capacidad de reunir audiencias masivas para mirar contenido distribuido de forma lineal. Disney, Comcast y otros ahora compiten con gigantes nuevos como Netflix y Amazon, así como otros formatos digitales deseosos de ingresar al video, como Facebook, Twitter y Apple.

Continue Reading
Advertisement
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

NEGOCIOS

El Gobierno da 18 millones extra a RTVE para duplicar las emisiones en catalán

Mediatelecom

Published

on

El Economista – África Semprún

El plan de la administradora única temporal de RTVE, Rosa María Mateo, de más que duplicar la producción en catalán se topa con dos problemas: la falta de personal y de fondos para afrontar el trabajo extra. Ante las dudas expuestas por los sindicatos sobre la viabilidad del proyecto y su impacto en el centro de Sant Cugat (Barcelona), Mateo aseguró a los representantes de los trabajadores que tenía previsto “solicitar una aportación presupuestaria extraordinaria al Gobierno” para poder sufragar el aumento de las horas de emisión en catalán. Una aportación que el Gobierno de Pedro Sánchez le ha concedido, al menos en un principio, ya que, según explican fuentes oficiales de RTVE, los presupuestos de este año incluyen una partida extra de 18 millones para ello.

Así, el Estado tiene previsto destinar 376 millones de euros a financiar el funcionamiento de la Corporación en 2019, es decir, 33 millones más que los presupuestados en 2018, y, de esos, más de la mitad se destinarán a elevar el peso de las desconexiones en Cataluña en su lengua cooficial. En líneas generales, RTVE dispondrá de unos ingresos globales de 1.030 millones de euros, un 3% más, y tiene previsto elevar sus gastos de personal un 6,9%, hasta los 423 millones de euros. Desde RTVE alertan de que la llegada de los 18 millones de euros dependen de que se aprueben los Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2019, que precisan del apoyo de los partidos independentistas ERC y PDeCat, entre otros. Aun así, si no hay presupuestos se abre la puerta a solicitar aportaciones extraordinarias para poder financiar el proyecto.

A la espera de que se defina una línea de actuación completa y sostenida en el tiempo, la administrado única de RTVE ha explicado a los sindicatos que el primer paso será doblar todos los documentales de La 2 al catalán, para lo que habrá que contratar a una empresa de doblaje catalana durante muchos años, y realizar un magazine matinal. En este punto, fuentes de la empresa explican que en Barcelona no hay personal ni recursos técnicos suficientes para realizar un magazine diario y denuncian que la dirección tiene previsto contratar a una productora catalana para que lo haga. No es la primera vez que quita carga de trabajo a Sant Cugat en favor de las productoras, ya que este año ha llevado la producción de Órbita Laika a Madrid y ha fichado a Mediapro para que realice parte del espacio.

La noticia de los fondos extra para la programación en catalán llega en plena renegociación del Convenio Colectivo. Unas conversaciones que, según explican los representantes de los trabajadores, está atascadas porque, según asegura la propia Corporación “no hay dinero” para asumir las alzas salariales, recuperación de complementos y aumento de la plantilla que están exigiendo los sindicatos en la negociación del nuevo Convenio Colectivo.

Es más, a finales de diciembre la dirección de la empresa pública comunicó que se tenía que recuperar a partir de enero la jornada laboral de 37,5 horas (actualmente es de 35 horas), una medida que les ayuda a reducir costes de horas extra. La propuesta está congelada, ante la fuerte oposición de la plantilla.

Otro de los asuntos que también están atascados es el pago del alza salarial pactado en 2018, que se tendría que haber cobrado ya. RTVE asegura que no lo puede pagar porque el Ministerio de Hacienda aún no lo ha firmado.

Subida salarial

Los sindicatos están negociando con RTVE para que el alza salarial del 0,3% que les corresponde por ser una empresa en beneficios (ganó 20 millones en 2018) se apliquen a los planes de pensiones, que llevan años congelados. El proceso ha entrado en punto muerto porque la SEPI asegura ahora que no les corresponde el alza, porque el superavit de RTVE ha sido menor que en 2017 y que sólo se debería aplicar si mejoran los resultados, no si empeoran.

Continue Reading

NEGOCIOS

Netflix se hace fuerte fuera de Estados Unidos

Mediatelecom

Published

on

Expansión – Miriam Prieto

Por primera vez, los ingresos procedentes del negocio internacional superaron a los generados en EEUU por el servicio de streaming.

Netflix se vuelca en el mercado internacional. La plataforma de vídeo en streaming busca fuera de Estados Unidos el motor que le permita mantener un alto ritmo de crecimiento de su base de usuarios en un momento marcado por la inminente llegada de competidores como Apple o Disney.

En los últimos tres años, la plataforma de televisión en streaming prácticamente ha duplicado el número de abonados fuera de Estados Unidos, hasta rozar los 81 millones de consumidores. De hecho, Netflix logró fuera de sus fronteras ocho de cada diez nuevos abonados a la plataforma en 2018. Mientras el mercado internacional creció un 60% desde 2016, el local -donde acaba de anunciar subidas de tarifas- lo hizo tan sólo un 22%. Por primera vez, en 2018 el negocio internacional aportó más ingresos que el nacional al negocio de Netflix.

Este empuje internacional permitió a la multinacional cerrar 2018 con un crecimiento interanual de su base global de suscriptores del 26%, tasa dos puntos porcentuales por encima de la registrada en 2017. Tras alcanzar los 139 millones de abonados en todo el mundo, todo indica que Netflix podrá lograr el hito de contar 150 millones de suscriptores antes de mediados de año.

Contenido

Al tirón de Netflix fuera de Estados Unidos ha contribuido sin duda su apuesta por incrementar la compra y producción de contenido internacional, con éxitos que van desde la serie española La casa de papel a la película mexicana Roma, que se alzó con dos galardones en la última edición de los Globo de Oro.

La compañía que dirige Reed Hastings superará los 150 millones de abonados a lo largo de este año

Europa, donde ha duplicado inversión en 2018 hasta los 1.000 millones de dólares, se ha convertido en una punta de lanza en esta estrategia, con más de un centenar de proyectos durante el último año. Contenido que engancha no sólo a los usuarios locales, como quedó de manifiesto cuando La casa de papel se convirtió el año pasado en la serie de habla no inglesa de mayor éxito de la plataforma.

Por ejemplo, Netflix desvelaba el pasado año que nueve de cada diez espectadores de la serie alemana Dark son de fuera del país germano. Otra de las ficciones internacionales más vistas del servicio de streaming fue Elite. “Más de 20 millones de hogares vieron la serie en las primeras cuatro semanas”, destacó la compañía en su última carta para inversores.

La estrategia se replica en otras regiones: en noviembre, la multinacional anunció nuevas 17 producciones propias en Asia, más de la mitad en India. Según dijo entonces Reed Hastings, consejero delegado de la compañía, este país asiático puede aportar a Netflix los próximos cien millones de abonados.

España se ha convertido en un centro importante en esta estrategia internacional, tras elegir Madrid como emplazamiento para su primera central de producción europea. Además, planea abrir una oficina local durante este año a la que trasladará parte de su plantilla en Ámsterdam, donde tiene su sede europea.

El esfuerzo no sólo es en producción (Netflix no desglosa el gasto por regiones), sino también en márketing, un gasto al alza como parte de su estrategia de ganar clientes. Así, el año pasado la compañía destinó 1.344 millones de dólares en promocionar la plataforma fuera de Estados Unidos, un 57% del total. Desde 2016, la compañía casi ha duplicado su gasto en promoción en los mercados internacionales.

Continue Reading

NEGOCIOS

Telefónica abre la financiación con bonos verdes de las ‘telecos’

Mediatelecom

Published

on

Expansión – Daniel Badía

La operadora española marcará un hito mundial en el sector con una operación de deuda sostenible de al menos 500 millones, de la mano de BBVA, Crédit Agricole y HSBC.

Los bonos sostenibles están de moda y son accesibles a cada vez más sectores. Telefónica va a abrir la veda en el sector de las telecomunicaciones mundial con la primera emisión de este tipo de deuda, cuyos fondos van destinados a la financiación de proyectos medioambientales.

Para ello, según ha podido saber EXPANSIÓN de fuentes financieras, la operadora española ha contratado los servicios de BBVA, Crédit Agricole y HSBC, con lo que abordarán esta emisión que, según las mismas fuentes, tendrá un importe de entre 500 y 1.000 millones, lo que se considera benchmark o emisión de tamaño estándar en el mercado, y que podría ejecutarse en los próximos días.

Telefónica ya realizó con estas entidades financieras un road show en diciembre para presentar los pilares fundamentales de su framework, o marco de bonos sostenibles, que cuenta además con la opinión favorable de una agencia independiente, en este caso, de la firma Sustainalytics.

“Telefónica anunció en diciembre a los inversores que había publicado su marco de bonos sostenibles, lo que es una muestra del compromiso de la compañía para acudir al mercado de bonos en el corto o medio plazo. Eso les sitúa como candidatos a ser la primera teleco que acude a este mercado”, señalan fuentes financieras. Fuentes de Telefónica no hicieron comentarios.

Este marco identifica, básicamente, aquellos proyectos socialmente responsables de la compañía que pueden financiar con el dinero que capte en los mercados de capitales.

Pone el foco en aquellos que favorezcan una mayor eficiencia energética, el mayor uso de las energías renovables o la implementación y el desarrollo del Internet de las Cosas (IoT, según sus siglas en inglés), Big Data o Inteligencia Artificial (AI) para el mayor ahorro del consumo de energía, entre otros.

Precisamente, Telefónica anunció ayer que ha incorporado 317.000 líneas activas de IoT durante el año 2018, lo que supone un crecimiento interanual del 16%.

Por otro lado, el compromiso de la compañía con el medioambiente queda patente en su Plan de Energía Renovable. Éste se apoya en cuatro líneas de acción en función de los diferentes mercados en los que opera y la regulación vigente en cada uno: adquisición de electricidad renovable con garantía de origen; acuerdos de compra de energía a largo plazo (PPAs) y acuerdos bilaterales de menor duración y autogeneración.

Este mayor compromiso de Telefónica le reportará un ahorro potencial del 6% en la factura de energía en 2020 y hasta un 26% en 2030, y evitará que lleguen a la atmósfera cada año alrededor de 1,5 millones de toneladas de CO2 en 2030.

Vodafone

La compañía británica podría seguir los pasos de Telefónica con este tipo de emisiones en las que las utilities eran las protagonistas (ver información adjunta).

De la misma manera que la operadora española, Vodafone también ha publicado su marco de bonos en el que identifica los proyectos a los que destinará el dinero que capte con las emisiones.

Y, a su vez, ha recibido la opinión independiente de la misma firma, Sustainalytics. Esta firma, como ocurre en Telefónica, verifica que ese marco está alineado con los requisitos que publica la Asociación Internacional del Mercado de Capitales (Icma, por sus siglas en inglés).

Telefónica podría terminar así con la sequía que viven las empresas españolas en los mercados de bonos en este inicio de año. De hecho, fuentes financieras apuntan que Telefónica, junto a otros emisores tradicionales, como Iberdrola, deberían aprovechar la alta demanda en estos días por los bonos corporativos en Europa, lo que provoca que estén mejorando las condiciones de mercado.

Continue Reading

GRÁFICAS

DÍA A DÍA

LO MÁS LEÍDO

Bitnami